Riesgos laborales asociados a limpieza

Casi todos los oficios poseen sus propios riesgos, accidentes que pueden presentarse a lo largo de la jornada. Uno de los trabajos que a veces no se asocia con la posibilidad de que existan riesgos para el trabajador es el departamento de limpieza. Es posible que no sea muy evidente, por lo menos para el que no suele realizar ningún tipo de limpieza profunda en la oficina o en su propio hogar. Pues sabría que la exposición prolongada a los productos químicos termine por afectar el organismo.

Además de esto hay que tener en cuenta que en una gran corporación, en donde la presentación y pulcritud de las instalaciones físicas es fundamental para causar una buena impresión, los riesgos para el equipo de limpieza son varios.

Tipos de riesgos laborales asociados a limpieza

El tipo de lesiones más frecuente que sufre el personal de limpieza es el relacionado con el desgaste físico. Pues la demanda de esfuerzo al momento de desplazar muebles y equipos para despejar el área a limpiar puede conllevar repercusiones en músculos y articulaciones si no se manejan los pesos de forma apropiada. También es bueno considerar que hay lugares a los que es difícil llegar con los instrumentos de limpieza, por lo que el personal encargado debe algunas veces adquirir posturas difíciles, poco cómodas y a la larga perjudiciales para la persona.

Limpieza de oficinas

Limpieza de oficinas

Ahora que hemos considerado estas condiciones particulares del trabajo de limpieza comencemos a repasar los tipos de riesgo que puede correr el personal de limpieza:

  • Las lesiones musculares ocupan el primer lugar de riesgos que puede correr el personal de limpieza y mantenimiento. Debido a la constante manipulación de objetos pesados y en muchas ocasiones poco ergonómicas.
  • Las partes del cuerpo que resultan afectadas con más frecuencia son los hombros, espalda, manos. Dependiendo del peso que sea necesario mover la gravedad de la lesión será mayor.
  • Otra de las lesiones más frecuentes es producida por caídas. Al momento de limpiar escaleras, vitrales o cambiar alumbrado defectuoso puede correrse perderse el equilibrio.
  • El tercer tipo de riesgo más común que corre el personal de limpieza puede causarse por la manipulación de químicos. Pues es posible que en la búsqueda de unas condiciones de higiene óptimas se opte por la mezcla de productos, lo que produce gases tóxicos. También al momento de limpiar un espacio cerrado y mal ventilado se acumulan gases y residuos nocivos para la salud.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  • Responsable: Octavio Ortega Esteban
  • Fin del tratamiento: Controlar el spam, gestión de comentarios
  • Legitimación: Tu consentimiento
  • Comunicación de datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal
  • Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad, olvido.
  • Contacto: Octavio[arroba]kerchak.com
  • Información adicional: Más información en nuestra política de privacidad