Gestión pública en mano de gestores privados

Posiblemente durante mucho tiempo los expertos en manejo de empresas privadas le tienen miedo al manejo de empresas Estatales, y es que ¿Cómo no tenerle miedo? Hay miles de empresarios que han sido sumamente exitosos en empresas privadas y luego fracasan estrepitosamente en el manejo de las arcas del Estado. Y es que al parecer todo componente político daña el aura de cualquier empresario – Al menos de los verdaderos empresarios-.

Sin embargo durante los últimos años hemos visto como hay muchos empresarios que han saltado de su entorno hacia la política y colocan en su administración a los mejores gerentes empresariales de su país, y estos movimientos se han visto muy afianzados en los últimos años, especialmente en Latinoamérica y hay gestiones completas que han tenido muchísimo éxito y otras donde con poco tiempo el avance ha sido notorio. Y esto a que se debe ¿Hay una nueva realidad en la administración pública que se asemeja mucho al manejo de los entes privados?

Argentina: Poco tiempo, mucho avance

Mauricio Macrí no escondió su pasado empresarial a la hora de llevar a cabo sus aspiraciones presidenciales, y su aura de empresario exitoso más de aportarle arrogancia como suele ser en la mayoría de los casos, le dio una estela de reconocimiento que genero fuerte expectativa de cambio en el Gobierno Argentino.

Más allá de que entiende las finanzas de los entes privados como nunca, igualmente sabe cuál es el ambiente más propicio para que las empresas privadas lleguen a su máxima expresión y generen más bienestar que otra cosa. De eso se ha encargado Macrí en este año y pocos meses de gestión que lleva, lo primero que entendió fue jamás habrá inversión extrajera si hay un cepo cambiario que cierra las puertas de Argentina al mundo, así que en sus primeros días de Gobierno y con una relativa exitosa gira de Presidente electo se encargó de conseguir el financiamiento adecuado para abrir el tipo de cambio y dejarlo fluctuar libremente. Algo que traslado de su conocimiento de la empresa privada, si no hay transparencia en las cuentas, no hay solidez empresarial

Luego fundamentalmente se observó que si hay deuda y bonos sin pagar sería fragmentada la capacidad industrial de la Nación, por lo cual llevo una intensa lucha contra el opositor congreso para levantar el impago de bonos que era legal en Argentina- Sí, era legal el impago de bonos en Argentina-, sabía que no sería fácil sin embargo llevo a cabo los mecanismos de cualquier proveedor gigante aplicaría a un comprador que no acepta la oferta, dicha estrategia la llevo a la política y hubo presión de los Gobernadores de oposición para que se derogara dicha ley, ya que uno de los máximos perjudicados en la gestión pública con el nuevo tablero nacional iban a ser los gobernadores de las provincia.

Donde no tuvo relativo éxito fue en su nueva medida que lo llevaría a una escala muchísimo mayor de éxito, Macrí entiende que si una empresa no presenta ganancia, la empresa no funciona bien, por lo tanto los servicios públicos no deben ser subsidiado, pero se le olvido que aún los jueces nacionales están a favor del Gobierno anterior, por lo que su medida fue retrocedida, sin embargo la praxis fue buena, cosa que no entendieron los jueces.

Trabajadores públicos de Canadá

Trabajadores públicos de Canadá

Venezuela: Mucho que aprender de manejo de empresas del Estado

En 1990 Venezuela estaba de moda la privatización, cosa que no es del todo mala, si no es exceso claramente. Ahora en los últimos 17 años se ha puesto de moda es la expropiación- Apropiación indebida debería ser el término legal utilizado-, sin embargo más allá de que el Estado es dueño de redes de distribución de alimentos, de servicios públicos, de explotación de minerales y muchas otras empresas que maneja. En ninguno de los casos tiene éxito.

Los sistemas de Banca Pública tienen posiblemente el peor servicio de todas las instituciones financieras de esos bancos, y es que el error gravita simplemente en que los Bancos públicos no tienen capacidad para aguantar la cantidad de clientes que poseen, clientes que el mismo gobierno ha coaccionado a que posean cuentas en dichos bancos.

Las redes de distribución de alimentos son un desastre, nada más hay que ir a cualquier supermercado y darse cuenta de dicha realidad, y es que en un sistema donde hay una buena cantidad de productos regulados, la corrupción está la orden del día. Donde hay regulación hay mercado negro y dicho mercado ha destruido la distribución de alimentos en Venezuela

Los servicios públicos, quizás en Caracas no se noté; Pero basta ir al interior del país para ver que todavía utilizan bombonas de gas para cocinar, un método que luce hasta rudimentario es la orden el día en el interior del país y una bombona de gas a 300 bs no se corresponde con la realidad, lo cual deja a las empresas sin dinero, el cual no poseen ni siquiera para pagar su nómina interna. Completamente un desastre.

PDVSA, es el conglomerado de empresas que se encargan de todo el proceso de extracción, búsqueda y refinación del Petróleo en Venezuela, pero también es punta de lanza para el financiamiento del Estado y para los subsidios que el mismo otorga a la población, el cuento de que el Petróleo es de todos los venezolanos ha dañado fuertemente a la empresa y es que PDVSA que genera el 98% de las divisas en Venezuela, por el tipo de cambió que le paga el Gobierno a la empresa por cada Dólar, no el genera ni para pagar nómina, lo cual hace que el Banco Central emita bonos de deudas para financiar a PDVSA, y es así como la empresa con mayor potencial en Venezuela es desperdiciada.

Realidades en contexto

Durante mucho tiempo se creyó que los empresarios no tendrían éxito en la gestión pública, ese enigma ha sido destrozado por completo. Actualmente los empresarios les ha ido mejor que muchos políticos, el caso Venezuela vs Argentina que acabamos de exponer es simbólico, eso sin agregar que el Gobierno venezolano tiene mayores ingresos y más tiempo en el poder que el Gobierno argentino.

Hay una movida internacional que genera expectativa porque la gestión pública quede a manos de gerentes, líderes y dueños de empresas privadas. Actualmente Perú y Chile se han sumado a esta cruzada e inclusive la mayor economía del mundo, como lo es la de Estados Unidos, se ha dejado persuadir por un gran hombre de negocios como lo es Donald Trump y han dejado sin mandato posiblemente a la mujer mejor preparada para ser Presidenta.

Mas informacion sobre este tema

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Trabajo y Personal utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies