Cómo se hace curriculum vitae

¿Te sientes rechazado porque hubo pocas o ninguna llamadas para entrevistarte después de que enviaras tu curriculum vitae a diferentes sitios y portales? ¿Las oportunidades simplemente te pasan de lado mientras tu perfil no recibe la atención necesaria? ¿Te sientes atrapado y estancado en tu trabajo actual y con miedo de salir de él sólo por la carencia de ofertas de trabajo? Si tu respuesta a las preguntas anteriores fue sí, entonces ese es un síntoma crítico de que existe algún problema con la presentación de tu currículum. Aquí te indicamos cómo se hace un curriculum vitae.

Varias encuestas han revelado que los encargados de Recursos Humanos descartan un currículum debido a dos razones mayores:

  • Mala impresión
  • Contenido Irrelevante

Ahora bien, mira hacia atrás y échale un vistazo a estos dos aspectos básicos de tu currículum. Esto puede arrojar luz sobre la razón por la cual empleadores potenciales han estado evitando tu currículum.

Curriculum vitae con experiencia

Curriculum vitae con experiencia

Armado con este conocimiento puedes tomar las acciones para corregirlo. En todos los sitios de empleo de la Internet existe un “Servicio Experto para la confección de Currículum” y aseguran que pueden crear currículums con aspecto profesional. Muchas veces lo único que hacen es crear un currículum que se ve bien pero que tienen contenido irrelevante o con un modelo común, de aspecto aburrido y con contenido estándar. Y por supuesto, este servicio siempre viene con un buen precio adjunto. No caigas en ese engaño, todo lo que necesitas es seguir algunos pasos sin gastar dinero innecesario.

A continuación hay algunas sugerencias prácticas e importantes que convertirán tu currículum en el centro de atención y harán que recibas las llamadas que esperas:

  • Formato del Currículum: ésta es el primero y más importante aspecto que tu, como alguien que busca empleo, debe tomar en cuenta para atrapar la atención del empleador. El personal de recursos humanos tiene que mirar un gran número de currículum durante el día. Un currículum bien organizado y formateado apropiadamente llamará la atención e incrementará las oportunidades de que te llamen para la entrevista. Si quieres calificar para la primera fase de la selección de posibles candidatos, asegúrate de que tu currículum esté bien organizado y presentado de manera impecable. Los siguientes consejos te ayudarán a entender un poco esta idea:
    • No escribas en párrafos; resalta tus habilidades con viñetas. Nadie tiene tiempo de buscar a través de los detalles para saber tus habilidades clave, tú debes hacerlo fácil encontrarlas.
    • Asegúrate de que el tipo de letra en tu currículum es la más usada. A no ser que estés aplicando para un trabajo en un puesto creativo, utiliza en tu currículum tipos de letra común, tales como Times New Roman, Courier o Book Man. Los títulos secundarios resaltados en negritas, atrapan la atención del empleador. Mantén el tamaño de letra de las palabras en negritas en 12 u 11, mientras el resto de las letras sean 10 u 11. Esto trae claridad al currículum. Mantener el mismo tamaño de letra en todo el currículum lo hace monótono.
    • No utilices tipos de letras “bonitas” ni tampoco colores. El propósito del currículum es atraer la atención para que te empleen, no para que se rían de ti.
  • Elección de palabras. El segundo aspecto más importante de tu currículum es la selección de palabras que puedan impactar. Intenta ser diferente. Permite que las palabras que selecciones te representen y te destaquen por encima de una cantidad de currículums. La selección de palabras hace o deshace tu presentación.
  • Ir de acuerdo con la descripción del trabajo. Otro paso crucial e importante y que resultará muy beneficioso es usar palabras que estén en armonía con la descripción del trabajo. Mientras lees la descripción para el puesto, busca las palabras claves de la misma. Por ejemplo, si dice que se necesita un individuo que tenga “ojo para los detalles”, te puedes describir en tu currículum como alguien “Detallista” o “Orientado a los detalles”. Ve más allá de la descripción para el puesto, investiga más sobre el perfil para el puesto y asegúrate de mencionar requerimientos que no hayan sido mencionados en la descripción pero que estén relacionados.
  • Propósito: muy frecuentemente, las personas tienden a enviar el mismo currículum a varios puestos de empleo. Mientras esto puede ayudarte a ganar tiempo, puede también resultar fatal a tu búsqueda de empleo. Antes de enviar tu currículum, asegúrate de que el mismo está hecho y diseñado para los requerimientos específicos del puesto.
  • Mentir. Agregar un año o algunos meses extra podría parecer momentáneamente como una buena idea, sin embargo, la vergüenza y la humillación que seguirá cuando la verdad salga a flote, pueden ser dolorosos. Esto no solo provocaría que pierdas tu empleo, sino que se manche tu nombre. La mala reputación es difícil de limpiar.
  • Corrección ortográfica. Una vez hayas redactado tu currículum, asegúrate de que lo corrijas no sólo una vez, sino tantas veces sea necesario. A menudo uno tiende a saltarse los errores más sutiles durante una primera corrección. Asegúrate también de corregir tu currículum al día siguiente de redactarlo ya que cuando lo corriges inmediatamente, es muy probable que se obvien errores. Una vez hayas finalizado tu corrección, pídele a un amigo confiable o a un familiar que lo lea y te diga francamente qué impresión le causa. Sus comentarios serán muy útiles. Esta es también una buena oportunidad para detectar errores tipográficos, ortográficos o gramaticales.

Mantén en mente las sugerencias anteriormente mencionadas y te asegurarás de que tu currículum resalte sobre los demás. ¡Buena suerte en la búsqueda de empleo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *